Exdirigentes de Adepcoca cautos ante propuesta de modificar Ley de la Coca

21
  • Consideran que el Gobierno busca apoyo político a través de la modificación de la ley

Los exdirigentes de la Asociación Departamental de Productores de Coca (Adepcoca) han reaccionado ante la propuesta de modificar la Ley General de la Coca, impulsada por el diputado del Movimiento Al Socialismo (MAS), Freddy Velásquez.

Para estos líderes cocaleros, esta iniciativa parece ser un caballo de Troya que esconde intenciones políticas más que la genuina preocupación por el cultivo de coca en Bolivia.

Fridolino Durán, un destacado exdirigente de Los Yungas, expresó su cautela ante esta propuesta: «Nosotros tomamos con mucha cautela este acercamiento porque ellos mismos (Freddy Velásquez) fueron los que impulsaron la aprobación de esa ley, con mucha sorpresa vemos que ahora se pretenda modificar. No hay duda de que esto es un caballo de Troya para ingresar al sector de los Yungas y quererlos manejar como su trofeo», afirmó en una entrevista con la Agencia de Noticias Fides (ANF).

El lunes pasado, se llevó a cabo un encuentro de productores de coca de los Yungas, organizado por el diputado Velásquez, en el que se determinó solicitar la modificación de la Ley 906. El objetivo principal es reducir la cantidad de cultivos de coca en el Chapare, que es el bastión político del expresidente Evo Morales.

En este contexto, el exdirigente cocalero José Luis Campos recordó que en 2017 se opusieron a la aprobación de esa normativa, argumentando que no se justificaba el incremento de las plantaciones de la hoja milenaria en el Trópico de Cochabamba, pero sus voces no fueron escuchadas. Además, señaló que debido a su protesta, varios de sus líderes, incluyendo a Franklin Gutiérrez y Sergio Pampa, fueron perseguidos.

Campos también lamentó que esta propuesta no haya sido socializada adecuadamente con las regionales y expresó sus dudas sobre la verdadera intención del Gobierno, sugiriendo que busca recuperar el respaldo de los cocaleros de los Yungas.

«Nuestros dirigentes han sido aprehendidos. Creemos que no va a traer buenos resultados esta propuesta porque el gobierno solo busca recuperar el apoyo de los cocaleros de los Yungas», manifestó Campos.

La Ley General de la Coca, promulgada por el entonces presidente Evo Morales en marzo de 2017, establece que en Los Yungas se producirán 14,300 hectáreas de coca, mientras que se autorizaron 7,700 hectáreas para el Chapare. Durante el encuentro organizado por el diputado Velásquez, se argumentó que los productores del Chapare no justifican la existencia de esas 7,700 hectáreas de plantación, y se consideró que la norma ha causado división entre los cocaleros, beneficiando principalmente al Trópico.

El diputado Velásquez enfatizó la necesidad de demostrar que los productores de los Yungas no están involucrados en el narcotráfico y que la reducción de las plantaciones en el Chapare es esencial para limpiar su imagen.

Por otra parte, Campos advirtió que la actual dirigencia de Adepcoca parece estar interesada en prolongar su mandato, motivo por el cual apoyan estas iniciativas. Recordó que el 22 de noviembre se debe convocar a elecciones para renovar la dirigencia, pero hasta el momento no se ha pronunciado sobre la situación de los dirigentes detenidos preventivamente.

Este debate sobre la modificación de la Ley de la Coca continúa siendo un tema candente en Bolivia, en medio de tensiones políticas y preocupaciones de los cocaleros de los Yungas sobre las verdaderas intenciones detrás de esta propuesta.

Para mantener el periodismo independiente y asegurar que puedas acceder a noticias que pueden ser incómodas para algunos, es fundamental contar con el apoyo de nuestros lectores. Con tu respaldo, podremos seguir trabajando duro por un periodismo que no tenga limitaciones ni censuras. ¡Ayúdanos hoy para que podamos seguir informando con la verdad!